lunes, octubre 31, 2005

Monarquía digital

Las nuevas tecnologías han entrado en la Casa Real Española. Leyendo la prensa de hoy nos enteramos de que La Zarzuela informó a los periodistas, a través de mensajes SMS, del ingreso de Letizia en la Clínica Ruber y del posterior nacimiento de Leonor.

También descubrimos que la recién nacida ya tiene una bitácora de ficción llamada Infanta Leonor de Borbón (Diario de una Infanta llamada a ser Reina de España), que se puede consultar en la dirección http://leonordeborbon.blogspot.com/. En este weblog un anónimo relata en primera persona las vivencias de la pequeña.

Y también nos enteramos de que el equipo informático de la Casa Real reservó de madrugada casi todas las 'combinaciones normales' de dominios con el nombre de la hija de los Príncipes de Asturias.

10 comentarios:

Franmoro dijo...

Es curioso cómo una institución anacrónica se sirve de la tecnonología más moderna para difundir una noticia de "interés social" como fue el nacimiento de la primogénita del Príncipe. Eso demuestra primero el carácter avanzado de una Monarquía que lucha por no anclarse en las catacumbas tradicionalistas y segundo un intento de adecuación a ese populacho que un día decidió aceptar como forma de gobierno la encabezada por un jerarca sin voz ni voto.
Me parece oportuna la utilización de este medio aunque ello no vaya en detrimento de anteriores sistemas de información,propios de la Corte. Veremos cuál es el siguiente. ¿Habrá que esperar a que nazca el varón?

Clarence Crane dijo...

A mi no me llegó el mensaje...

Manuel dijo...

No te llegó porque no cubres la información de la Casa Real y los de pensa de Zarzuela no tienen tu número.

teleadicta dijo...

No es que la monarquía sea anacrónica, que lo es, es que contradice la Constitución. Ahora con el nacimiento de S.A.R. la Infanta Leonor de Borbón y Ortiz –que mira que queda mal- se nos viene encima una de reforma constitucional, para que la monarquía sea menos anacrónica. Pero que a nadie se le ocurra hablar de república, porque por triste que parezca en este país, hoy por hoy, esa palabra evoca en la memoria de muchos la quema de conventos, la guerra civil y otros mitos.
Esperemos que nuestra generación no vea reinar a doña Leonor, y que su alteza cumpla el principio de igualdad que reza la Constitución en su artículo decimocuarto y no el de la Corona, en el que un hombre por derecho divino reinará sobre los demás. El derecho divino es propio de la Edad Media como la sociedad de clases, los siervos, el derecho de pernada y multitud de atrocidades que el tiempo y la evolución han borrado.
No por esto quiero menospreciar el papel de nuestro actual monarca, al que creo que todos los españoles debemos mucho y que si reina es por que así se decidió mediante un referéndum ¿Pero debemos por ello jurar fidelidad a todos los Borbones y mantener la monarquía en los tiempos del ciberespacio?

Franmoro dijo...

Si se trata de hacer crítica, pues hagamos crítica. El análisis de Charlie, lejos de caer en la típica y facilona verborrea agresiva sobre la institución monárquica, intenta reflexionar sobre el sentido de unos personajes que hoy por hoy pasan un refrendo diario a sus actuaciones. Como contenido linguístico e insertado en un contexto histórico erróneo, me parece mejorable, si bien no hay que dejar de alabar que haya sacado el tema del sentido actual de la Monarquía. Pero considero que tal y como lo enfoca puede suscitar desvíos interpretativos susceptibles de debates algo dogmáticos, puesto que no veo por qué la institución y la sociedad del ciberespacio deben ser incompatibles. Hagamos 20 referenda si hace falta cuando el actual monarca fallezca, pero, por favor, no abramos cada día un debate que, no es que parezca superado, es que ente la preocupación diaria de los españoles, esto no aparece. La solución sería una nueva Constitución, pero entonces cualquier sector de la sociedad estaría legitimado para solicitar una reforma o la creación de una nueva cada vez que exista algún punto en la anterior que le disguste o la vea, a sus ojos, injusta. ¿Qué es lo que queremos?, y lo que es más importante. ¿Por que suscita tanto interés informativo una institución que, realmente, no genera ese caudal de noticias, al menos tecnológicamente relevantes?

Fernandinho dijo...

Por una vez, y sin que sirva de precedente, comparto parte de las opiniones de Fran, eso sí, también comparto muchas de las ideas expresadas por el resto de la clase en favor de la República. En lo único que coincido con Fran, es en que hay otros debates en España que merecen una mayor atención. No creo que sea primordial y esencial sustituir esta Monarquía por una República cuanto antes. Creo que todo forma parte de un proceso y que a veces no conviene acelerar los mecanismos de funcionamiento de una sociedad. La República llegará tarde o temprano porque España, como bien apuntó Fran, es juancarlista, no monárquica, y el día en que este decida abdicar surgirá el debate. Hasta entonces creo que es prioritario centrarse en polémicas como las que se derivan de la Reforma del Estatuto catalán (tema en el que no coincido para nada con Fran), los conflictos morales que plantean temas como el aborto y la eutanasia y la legalidad moral de experimentar con células madre. ¿Hay alguien al que de verdad le quite el sueño que España sea una Monarquía Parlamentaria o una República? A mí no desde luego. Quiero que España sea una República pero no tengo prisa, en cambio, sí creo conveniente una reforma de las leyes que regulan los conflictos mencionados con anterioridad. No creo que sea demagogia como comentó el profesor, creo sinceramente que estos temas tienen más relevancia en el desarrollo de la sociedad española que el tema de la no necesidad de la Monarquía.

Un saludo Fernando Alduan

Clarence Crane dijo...

Dijo un anciano... "A mi el sueño me lo quitan pocas cosas, una de ellas es llegar a fin de mes, y cada vez que nace un hijo en la familia real me quitan un euro más de la cartera"

Franmoro dijo...

A mi admirado DJ Clarence Crane, decirle: ¡eso sí que es demagogia amigo!, porque tus euros también te lo quitan los políticos sátrapas, muchas ONGS subvencionadas y demás receptoras de dinero público. Pero como siempre, la monarquía como centro de atención inútil.
pd: para los incrédulos: no soy monárquico.

Clarence Crane dijo...

Primero matizar que el nombre artístico de mi faceta de pinchadiscos es clarence dj, con el "d-j" detrás. Gracias. :-)
En segundo lugar... yo tampoco soy monárquico, aunque no me caiga mal nuestro amigo borbon-maniaco. De todas maneras, es cierto que el dinero se nos va por el suminedo de la estructura social actual, de diferentes maneras, como haces bien en recordar. La cuestión está en qué mecanismos, pilares, instituciones, etc... de la sociedad actual son necesarios, fundamentales, vitales... y cuáles necesitan una refundación, redefinición o total eliminación.
No sólo lo dice el anciano...

Clarence Crane dijo...

quería decir "sumidero"... estos teclados...